La familia en el centro de nuestra conversación

Los abogados de C&C llevamos desde 1998 asistiendo a personas que se enfrentan a crisis en sus relaciones familiares, problemas para los que el Derecho Civil o el Derecho Canónico ofrecen alguna solución.

Asesoramos, apoyamos y acompañamos a la persona durante el proceso, con una asistencia profesional eficaz y una disponibilidad completa.

Método de trabajo

Buscamos de modo prioritario la resolución de los conflictos de mutuo acuerdo, promoviendo la comunicación entre los miembros de la familia para evitar la dilación en el tiempo y el exceso de costes en la tramitación de las soluciones.

La atención a la persona se lleva a cabo de un modo integral teniendo en cuenta todas las esferas que se ponen en juego ante las dificultades surgidas en el seno de la familia. Contamos para ello con el apoyo de una red de colaboradores que cubren el resto de aspectos que se ven afectados por el conflicto tales como psicólogos, psiquiatras, orientadores familiares, pedagogos, médicos de familia, abogados especializados en derecho penal, fiscal, mercantil, administrativo; agentes inmobiliarios.

La formación continua de los abogados que formamos el equipo, garantiza la adecuada y profesional defensa de sus intereses conforme a la ley y la jurisprudencia más reciente.

Qué nos diferencia

En C&C sabemos que los problemas que afectan a la familia provocan una inmensa inquietud en la persona y sobre todo en los hijos que se ven envueltos en ellas.

Ofrecemos un asesoramiento legal cualificado y un acompañamiento personal en todas las etapas del proceso.

El tamaño de nuestro despacho garantiza la accesibilidad al abogado que se encargará directamente de su caso.

Los años de experiencia nos facilitan una forma de trabajar dinámica y efectiva.

La desgracia descubre al alma luces que la prosperidad no llega a percibir.